sábado, septiembre 23, 2006

Jules Supervielle y Luisana


Luisana en la Supervielle

Esta es Luisana. Esta es la vereda Jules Supervielle. Este es uno de los muchos recuerdos de nuestro paso por la toponimia literaria de París.

Trabajo ilusorio del fotógrafo ocasional: asir la calle, asir a Luisana, asir el instante.

Leo ahora un poema de Jules Supevielle a ver si entro en lo remoto:

Asir, asir la noche, la manzana y la estatua,
asir la sombra, el muro y el sin fin de la calle.

Asir el cuello, el pie de la mujer tendida
y abrir después las manos. ¡Cuántos pájaros sueltos!

Cuántos perdidos pájaros convertidos en noche,
en calle, muro y sombra, en manzana y estatua.

(Jules Supervielle es uno de los tres grandes poetas franceses nacidos en Uruguay. Este poema lo tradujo Octavio Paz).

1 comentario:

Julián dijo...

Supervielle y Luisana.

Saludo a los dos